MISIÓN DE SAN JOSÉ DE KORIBENI

    

La Misión de Koribeni presenta hechos históricos importantes, pero sin duda destaca por ser el puesto misional establecido entre población nativa más antiguo que permanece hasta la actualidad. Fundado en 1918 ha sabido permanecer en el tiempo a pesar de las complejas circunstancias sociales vividas en la zona.

El origen de esta misión está muy unido a la Misión de Chirumbia, donde los dominicos se hicieron presentes desde 1902, y tuvo en sus antecedentes tres figuras destacadas: El P. Elicerio Martínez, el P. Guillermo del Campo y Manuel, Curaca de los machiguengas del río Pachiri.

Los intentos por crear una Misión en el Alto Urubamba datan de años atrás, cuando en 1908 el P. Elicerio Martínez realiza un viaje por la zona y sugiere la creación de un puesto misional en un lugar cercano a la boca del río Yavero, llamado Malankiato. La propuesta fue acogida y en 1909 el P. Guillermo del Campo y Fr. Frutos fundaron allí una misión que denominaron "San Vicente de Malankiato". La experiencia fue breve, pues el paludismo afectó a los dos y les obligó a salir, quedando la Misión abandonada, en gran medida porque se encontraba muy alejada de Chirumbia y el lugar era de difícil acceso.

Pero el contacto con pobladores machiguengas de la zona ya estaba hecho, y éstos visitaban con frecuencia Chirumbia, solicitando una nueva Misión. Se pensó en establecerla cerca del río Mantalo, pero no se concretó y los machiguengas que vivían en la zona se trasladaron más arriba, hacia el río Pachiri, desde donde accedían con mayor facilidad a la Misión de Chirumbia.

El P. Guillermo del Campo fue el primero en acoger la solicitud de visitarles y realiza en 1916 un viaje al Pachiri, el cual aprovecha para ver algún lugar más apropiado para fundar una misión. La boca del río Koribeni presentaba buenas expectativas y era un lugar aún más cercano al Pachiri, a donde se accede fácilmente por el río Sangobatea. El P. Del Campo será el gran impulsor de esta nueva misión en pleno territorio machiguenga, pero su salud no era del todo buena. Informa de ello al entonces Superior de los Misioneros Dominicos, P. Pío Aza y será éste quien visite la zona para comprobar su buena ubicación y decidirse a fundar personalmente esta nueva Misión, hecho que ocurrió en Setiembre de 1918. Su fundador, el P. Aza, ya no era el misionero intrépido y expedicionario que viviera años atrás en el Madre de Dios, pero fue la ocasión propicia para que desarrollara con mayor profundidad sus estudios sobre la gramática machiguenga.

La insistencia de los machiguengas no era extraña, pues vivían temerosos a los numerosos abusos que sufrían por parte de hacendados de la zona, buscando en los misioneros la única protección segura.

La epidemia de malaria afecta con fuerza a la zona de Koribeni, en donde tuvo su origen y que afectara también al P. Pío Aza, de la cual nunca se recuperó totalmente. Uno de los grandes impulsores de esta Misión será el P. Wenceslao Fernández, quien incluso dirigirá las obras de construcción del camino de herradura, base de la actual carretera de penetración, y él será también el constructor de los edificios de la misión.

Su ubicación en la boca del río Koribeni era propensa a inundaciones y ello provocó que en 1944 el P. Andrés Ferrero trasladara la misión a la margen derecha del Urubamba, en un lugar más alto y en donde permanece hasta el día de hoy. Su sucesor, el P. Marcelino Ciordia, será el gran constructor de la actual Koribeni, apoyado por la Madres Dominicas que allí están presentes desde 1966 y entre las que destacará la M. Lourdes Fernández. Será en estos años que se crea la actual Escuela de Koribeni, gracias principalmente al apoyo del P. Daniel López, centro educativo que en la actualidad es el de mayor influencia en todo el Alto Urubamba.

Desde los años 70, el proceso de colonización agrícola de esta zona se intensifica de manera extraordinaria, y la Misión ha sabido estar cerca de las nuevas comunidades que han ido surgiendo, creando Comunidades Cristianas y visitando las zonas más alejadas, esfuerzo en el que destacará como pionero y ejemplo permanente el P. Nemesio Martínez.

Actualmente, Koribeni es una de las más grandes comunidades nativas machiguengas y cuenta con Centros Educativos de Inicial, Primaria y Secundaria, internado de mujeres, Posta Médica, agua y desagüe, luz eléctrica y el Centro Pastoral "P. Marcelino Ciordia".

- Ubicación: Koribeni, Distrito de Echarate, La Convención, Cusco

- Fundación: 1918, P. José Pío Aza

- Población: 15,000 habitantes

- Área geográfica: Alto Urubamba

- Núcleos poblados: Palma Real, Kiteni, Yuveni, Chuanquiri, Kepashiato, Ivochote, Pangoa.

- Comunidades Nativas en el área: Koribeni, Sangobatea, Chakopishiato, Shimáa, Tipeshiari, Tivoriari, Korimani, Monte Carmelo, Alto Pachiri,                                                                     Poyentimari, Matoriato

- Grupos Étnicos: Machiguengas y Colonos andinos

- Acceso: Carretera Quillabamba-Kiteni-Ivochote

- Organismos:

  • Colegio "P. José Pío Aza"

  • Centros de Formación "P.Marcelino Ciordia" (Koribeni) y "P. Francisco Álvarez" (Ivochote),

  • Comunidades Cristianas Campesinas

Ábalos Illa, Fr. Roberto

Responsable

1/1

© 2014 by PROVINCIA DOMINICANA DE SAN JUAN BAUTISTA DEL PERÚ

Telf ( 51-01) 427-7426 / 428-1234 

  • Facebook App Icon
  • gmail.png
  • Blogger App Icon

BLOGS

IUBILAEUM 800

1216 - 2016